Una viuda valenciana ha acogido a 38 niños en su casa en 21 años.


Los sacan de la cárcel o de una casa donde los rechazan, y llegan a quererlos tanto como sus padres biológicos. Las familias de acogida lo solicitan a los servicios sociales y pasan un examen de aptitud para hacerse cargo de uno de estos menores. Es el caso de Chelo Barrocal, que a sus 60 años ha visto pasar por su casa de Sedaví (Valencia) a 38 de estos niños. Lleva 21 años haciéndolo, primero con su marido y luego sola, tras fallecer éste. «Sobre todo he tenido bebés de pocos días (renuncias), y la experiencia ha sido muy buena». Ahora tiene dos niñas: una de seis meses y otra de tres años. Sus tres hijos biológicos, ya casados, le echan una mano, y les gustó tanto la experiencia que la han imitado…

Leer noticia
Chelo es la viva imagen de la acogida. (Paco Llopis)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: